Boletín (Semana 49-2020)

*|MC:SUBJECT|*
 
"Manteniendo comunión con Dios
por medio de la santidad."

Boletín Informativo #49

Semana del 06 al 12 de Diciembre de 2020.

La Limpieza del Pecado

I. (Levítico 14:1-32) La limpieza de la lepra en el cuerpo. La limpieza es por la aplicación personal de la sangre del sacrificio.
Primero, hay que tomar dos avecillas vivas y limpias. Tienen que ser vivas porque una tiene que morir, la paga del pecado es la muerte. Tienen que ser limpias porque forman un cuadro de Cristo Jesús, el que nunca pecó ni una vez. Segundo, hay que tomar un palo de madera de cedro, grana (lana escarlata) e hisopo. Tercero, matan una de las avecillas sobre un vaso de barro sobre aguas corrientes. La lepra es un cuadro del pecado y la paga del pecado es la muerte, entonces una de las aves muere para purificar al leproso, exactamente como Cristo murió por nosotros, los pecadores. Se aplica la sangre y el agua “viva” (corriente) personalmente al leproso. Primero, manchan la avecilla viva con la sangre y el agua del vaso de barro y lo sueltan. La avecilla viva lleva las marcas de lamuerte de la que murió por el leproso. Cristo lleva las marcas de Su sacrificio por nosotros. Después lo sueltan en el campo, como Cristo resucitado salió de la tumba para ir al “campo del mundo” (por medio de Su Espíritu), llevando el mensaje de Su muerte sustituta. Segundo, usan el palo de madera con la grana y el hisopo para aplicar la sangre al leproso. El hisopo es una planta común (disponible a todos) que crece por todos lados en el Medio-Oriente. Mojan el hisopo en la sangre y el agua, y rocían siete veces sobre el leproso para limpiarlo y purificarlo; o sea, así es cómo se aplica la sangre y el agua “personalmente”. En todo esto vemos un cuadro de nuestra salvación en Jesucristo. En la avecilla viva vemos que Dios nos resucitó juntamente con Cristo Jesús y ahoranosotros debemos llevar las “marcas de Jesucristo” (fruto visible de la salvación).

Pero para gozar de la salvación, uno tiene que aplicar la sangre del sacrificio sustituto personalmente. ¿Cómo...? El hisopo es la “esponja” que lleva la sangre del lugar de sacrificio a donde el individuo la aplica personalmente a su necesidad: es un cuadro de la fe. A quien Dios puso como propiciación por medio de la fe en su sangre, para manifestar su justicia, a causa de haber pasado por alto, en su paciencia, los pecados pasados. (Romanos 3:25). El palo de madera de cedro que lleva el hisopo empapado con la sangre es un cuadro de la parte humana en la salvación (los árboles y la madera son cuadros de hombres). Cada individuo tiene que ejercer fe en Cristo para ser salvo; tiene que “decidir”. Cada individuo tiene que aplicar la sangre personalmente a su vida por fe. Pero, ¿de dónde viene la fe para ser salvo? Viene de Dios. Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios (el evangelio). (Romanos 10:17). Cuando un pecador oye el evangelio, según Romanos 10.13-17 Dios le da suficiente fe para ser salvo. Dios mismo, como la grana, “ata el hisopo al palo” y lo pone en la mano del hombre. Dios no “decide por el hombre”, pero hace todo lo demás. El que usa lo que Dios le dio para aplicar la sangre, se declara limpio. Después de la purificación por la sangre, el leproso limpio se lava y trae su pelo. Tiene que separarse de la impureza y la suciedad de su vida pasada, su vida de leproso. La limpieza resulta en un nuevo andar, una nueva vida

Al octavo día, el leproso limpio ofrece los sacrificios que Dios requiere para expiar (borrar) toda su culpa, y así el hombre puede entrar plenamente en su vida nueva. En este “día octavo” vemos un cuadro de nuestra nueva vida en Cristo resucitado. El número ocho en la Biblia muy a menudo nos muestra un cuadro de un nuevo comienzo. Después de siete días, en el octavo día (el primer día de la siguiente semana) Cristo resucitó y ahora nosotros estamos en Él y podemos andar en la nueva vida (espiritual) de Su resurrección. Todo se debe al (y se basa en el) sacrifico de Cristo Jesús. Pero si queremos andar en la vida nueva (el poder de la resurrección), necesitamos aplicar la sangre y el aceite a todo nuestro ser, de pies a cabeza. Las instrucciones que Dios da para el pobre son iguales, sólo es que le permite sustituir dos aves por un cordero y la cordera. El mensaje es claro: Dios quiere que todos los hombres sean salvos; no quiere que ninguno perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento. Entonces, Él ha hecho provisión para todos.

II. (Levítico 14:33-53) La limpieza de la lepra en una casa. La identificación de la lepra en una casa.
Vemos las mismas indicaciones de la lepra en una casa que la lepra en el cuerpo. Es algo profundo; no es un problema “superficial”. Dios manda cerrar la casa por siete días (un cuadro de los siete mil años de la creación). Luego vemos que la lepra es algo que “se extiende”; se va de mal en peor (no se detiene). Todo esto es un cuadro del pecado en la “casa” en donde nosotros vivimos: el universo. El pecado no sólo ha contaminado a nosotros, sino también a nuestra “casa” (la creación). El reemplazo de las piedras contaminadas. Primero, hay que reemplazar las piedras contaminadas, para no destruir toda la casa. Y esto es exactamente lo que Dios hizo con la creación: Después de la primera contaminación de pecado, Él reemplazó la piedras leprosas con nuevas piedras limpias. Dios lo creó todo en Génesis 1:1 y lo creó perfecto, limpio y sin pecado. No obstante, las criaturas que vivían en aquella “casa” se rebelaron siguiendo a Lucero. Cuando Lucero (quien hoy día es Satanás, el diablo) se rebeló, llevó consigo una tercera parte de los ángeles (Apoc 12.3-4), quienes son ahora los demonios. Así es cómo entró en pecado en el universo; así es cómo esta “casa” se contaminó con la lepra. Pero Dios no lo destruyó todo. Más bien, “reemplazó las piedras contaminadas”. O sea, empezó de nuevo con una nueva raza: Adán y Eva, la raza humana. 

La destrucción de la casa contaminada. Si después de reemplazar las piedras contaminadas, la plaga de la lepra vuelve a brotar en la casa, Dios da instrucciones muy específicas: ¡destruirlo todo! Nosotros sabemos la historia de la raza humana (de las “piedras limpias” que reemplazaron las contaminadas): (Gen 3.1-6) Adán y Eva también cayeron en el pecado y se quedaron “leprosos”. Debido a que la plaga volvió a brotar en esta “casa”, Dios la va a derribar para empezar de nuevo; va a destruir estos cielos y esta tierra para crear nuevos cielos y una nueva tierra. La limpieza de la casa con piedras nuevas. Pero, si la plaga no brota en la casa después de reemplazar las piedras, no tiene que destruirla. Dios manda los mismos ritos para la limpieza de la casa leprosa que mandó para el cuerpo leproso. En esta ley vemos un cuadro del Milenio. El sacrificio de Cristo pagó el precio por todo el daño que Adán hizo en Génesis 3. Entonces, Dios quitará la maldición a la tierra cuando Cristo esté reinando sobre ella como Rey. Es por esto que vemos los mismos sacrificios por la casa que por el cuerpo: el mismo sacrificio de Cristo limpia tanto al hombre pecador como la “casa” en donde vive (la tierra). Sin embargo, la plaga del pecado todavía existe en la casa del universo. Debido a esto, Dios lo va a destruir todo y va a empezar de nuevo.

(Levítico 14:54-57) Todo esto de la lepra en Levítico 13 y 14 sirve para enseñarnos a discernir. Dios usa la lepra para enseñar a Su pueblo a discernir entre lo inmundo y lo limpio. Estas leyes sirven para enseñarnos a andar lejos de lo inmundo y cerca de Dios en santidad y comunión. Entonces, sabiendo cómo somos y cómo es la creación. Sabiendo lo que Dios hará con la “lepra” del pecado. ¿cómo debemos vivir? (2 Pedro 3:10-14). Debemos discernir entre el bien y el mal, lo limpio y lo inmundo, lo eterno y lo pasajero... y debemos tomar decisiones a la luz de esta “lección” que Dios nos acaba de dar en las leyes sobre la lepra. 

Los inconversos: Si usted no tiene a Cristo, ya sabe cómo Dios lo ve y lo que espera en el futuro. Pero, Cristo lo salvará (por Su muerte y resurrección) si usted viene a Él por fe (arrepentirse de sus pecados y confiar en Él para salvarlo; seguirle al Señor como Su discípulo). 

Los cristianos: Apliquemos la sangre y el aceite a sus orejas, sus manos y sus pies. Estemos limpios por la sangre de Cristo y consagrados a Él. Andemos por fe; Cristo nos limpiará y Su Espíritu nos guiará.
 
Prédica del Domingo Anterior

Horario de la Semana

Queridos hermanos les saludo con gozo y alegría y comento: El 06 de marzo del 2020 se detectó el primer caso de pandemia en el país a partir del 22 de marzo del 2020 por disposición del Ministerio de Salud y Gobierno Central se cerraron todas las Iglesia. A partir de esta fecha la Iglesia del Este empieza con ayuda de hermanos a planificar por medio de la plataforma de Facebook el poder llegar a toda la familia de la Iglesia del Este de una forma virtual, con el fin de recibir el alimento espiritual además estar en contacto con los hermanos.

Ante esta necesidad como hermanos de no apartarnos de la Palabra de Dios: Hago las siguientes preguntas que debemos nosotros contestarnos desde que inicio la pandemia hasta el día de hoy, 1 –Pregunto  Hay más unión familiar, se comparte más tiempo por estar en casa con esposa(o), hijos, otros miembros del núcleo familiar, 2 –Pregunto  Se está  leyendo la Palabra de Dios  en familia y  no solo leyendo sino escudriñándola haciendo participar a la familia, 3 –Pregunto se está orando en familia  4 –Pregunto  Está preguntando por sus hermanos como la están pasando y en que se puede ayudar, 5 –Pregunto está conectado a los medios de comunicación que no le edifican, que no lo hacen crecer espiritualmente,  que aumentan el miedo entre la familia y por ende se aparta de lo que le edifica . Son preguntas que nosotros debemos contestárnoslas.

"No temerás el terror nocturno, Ni saeta que vuele de día, Ni pestilencia que ande en oscuridad, Ni mortandad que en medio del día destruya. Caerán a tu lado mil, Y diez mil a tu diestra; Mas a ti no llegará". (Salmo 91:5-7).


Saludos, Pastor Ronal Díaz.

Domingo 
9:30 am. Servicio Principal.

Martes
7:00 pm. Mujer Virtuosa.
Miércoles
7:00 pm. Reunión de Oración.

Viernes 

7:00 pm. Mentoría de Jóvenes. 
 
Les recordamos que, en acatamiento a las medidas establecidas por el gobierno y las autoridades de salud, las instalaciones de la IDE permanecerán cerradas hasta nuevo aviso.

Noticias Importantes

Ministerio de Amor


Agradecemos a todos los hermanos que han estado apoyando este ministerio a través de la donación de viveres NO perecederos. Por favor sigamos donando.

Estimado hermano recuerde que si usted está en necesidad de alimento, no dude en comunicarse con Don Ronal Díaz al 83472548, y Don Luis Aguilar al 60588594. 
 

Cumpleañeros del mes

"Enséñanos de tal modo a contar nuestros días, Que traigamos al corazón 
sabiduría". (Salmos 90:12). 

 Versículo de la Semana


"Y esto pido en oración, que vuestro amor abunde aun más y más en ciencia y en todo conocimiento, para que aprobéis lo mejor, a fin de que seáis sinceros e irreprensibles para el día de Cristo, llenos de frutos de justicia que son por medio de Jesucristo, para gloria y alabanza de Dios". 
Filipenses 1:9-11

¿Cómo Puedo Apoyar?


Queridos hermanos, hay muchas maneras en que podemos seguir sosteniendo el ministerio de la Iglesia del Este en estos tiempos de crisis.

En primer lugar no dejemos de comunicarnos y orar unos por otros. En segundo lugar, mantengámonos fieles con las ofrendas mensuales, y también apoyemos al Ministerio de Amor, que se ocupa de buscar y suplir necesidades específicas de hermanos y sus familias.

Si usted necesita que le visiten para recoger su ofrenda, por favor hágalo saber al pastor Rónald. Las ofrendas por transferencia bancaria se hacen a nombre de Asociación La Iglesia del Este, cédula Jurídica 3-002-320250. 

BCR Cuenta Colones 001-0280805-6
BCR IBAN Colones CR42015201001028080569

BCR Cuenta Dólares 001-0318150-2
BCR IBAN Dólares CR23015201001031815023
Facebook
Twitter
YouTube
Website
Email
Le recomendamos visitar el Plan de Lectura de la Biblia en línea, de la Escuela Bíblica.
Si no se despliegan bien las imágenes, haga click aquí

Copyright © *|CURRENT_YEAR|* *|LIST:COMPANY|*, Todos los derechos reservados.
*|IFNOT:ARCHIVE_PAGE|* *|LIST:DESCRIPTION|*

Nuestra dirección física es:
*|HTML:LIST_ADDRESS_HTML|* *|END:IF|*

¿Desea cambiar su configuración?
Usted puede actualizar sus preferencias o bien darse de baja de esta lista.

*|IF:REWARDS|* *|HTML:REWARDS|* *|END:IF|*