La iglesia local es la institución ordenada por Dios en nuestra época para llevar a cabo la Gran Comisión. El propósito de la iglesia es el de edificar a los santos —ayudarles a crecer en la gracia y el conocimiento de Cristo. En este curso quisiéramos compartir con usted cómo pretendemos llevar esto a cabo.

Nuestro curso de “Descubrir la Membresía” viene en el mismo folleto con el siguiente curso (el primero de la etapa de “Madurez”) que se llama “Descubrir la Madurez”.

Para descargar el archivo en formato PDF utilice este link: Clase 101: Descubrir la Membresía.

Membresía en una iglesia implica pertenencia

El miembro forma parte de una comunidad, una familia espiritual y una congregación de cristianos comprometidos con el plan y propósito de Dios. Pertenecemos a una iglesia para glorificar a Dios.

Glorificamos (magnificamos) a Dios acabando la obra que Él nos dio que hacer


Yo te he glorificado en la tierra; he acabado la obra que me diste que hiciese. [Juan 17.4]

La obra que Dios nos ha dado que hacer es la de “edificar” (hacer crecer) la Iglesia, el Cuerpo de Cristo. Esta es la obra que Cristo dijo que llevaría a cabo en y a través la Iglesia, es el propósito de la existencia de la iglesia y es el plan de Dios para cada creyente.


Porque de él, y por él, y para él, son todas las cosas. A él sea la gloria por los siglos. Amén. [Rom 11.36]

Si, pues, coméis o bebéis, o hacéis otra cosa, hacedlo todo para la gloria de Dios. [1Cor 10.31]

¿Qué hay, pues, hermanos? Cuando os reunís… Hágase todo para edificación. [1Cor 14.26]

El primer paso en este proceso es el de “echar raíces”

Se puede entender este proceso de edificación (crecimiento espiritual) pensando en el ciclo de un árbol. Si el árbol va a crecer, tiene que echar raíces donde puede recibir la alimentación necesaria para madurar. Si el cristiano quiere crecer, tiene que comprometerse con una iglesia donde puede recibir la alimentación espiritual que necesita para crecer en Cristo. Tiene que “echar raíces” y ser un miembro de una iglesia local que está cumpliendo con la Misión de edificar el Cuerpo de Cristo haciendo discípulos.

Contenido del Curso

  • Nuestra Salvación.
  • Nuestra Misión.
  • Nuestro Propósito.
  • Nuestra Estrategia.
  • Nuestra Visión.
  • Nuestro Equilibrio.
  • Nuestra Biblia: La Reina-Valera de 1960.
  • Conclusión: ¿Cómo puede involucrarse en esta iglesia?
  • Apéndices.



Membresía