Hoy vamos a ver dos conceptos claves para la vida ministerial. Todo ministro tiene que tener la confianza puesta de la forma correcta, tiene que entender como es su salvación y como funciona; así también no puede perder de vista, que el día de mañana será juzgado por todo lo que haya hecho en la tierra.

Ambos temas son comúnmente mal interpretados y explicados en lo que llamaríamos la comunidad cristiana. Es importante entenderlos para poder estar preparados para el futuro; así también como para poder liderar almas a Cristo de una manera bíblica.

Usted puede que tenga la seguridad eterna e inclusive libertad en Cristo. Pero esa libertad no es para pecar, es para no morir en el pecado e ir al infierno.

Toda obra que hagamos en la tierra será puesta a prueba, e inclusive algunas personas, están viviendo una falsa esperanza, porque creyeron en vano. Estos llevaran peor sorpresa, porque no iran al Tribunal de Cristo a que sus obras como cristianos sean purificadas; sino más bien, irán al Juicio del Gran Trono Blanco, donde serán juzgados y enviados al infierno.

Así que ministro, tenga por seguro que su trabajo en el Señor no es en vano, si usted está edificando y trabajando de la manera correcta. Todo lo que usted haga tendrá un retorno (herencia) en el cielo.

Descargar el mensaje: Notas en PDF | Audio en MP3.

Escuchar en línea: Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.