Pablo continúa su exposición sobre la doctrina de la resurrección. Luego de hacer notar lo necio de la vida sacrificial del cristiano si no hubiese resurrección, ahora va a responder un par de alegatos de los que se manifiestan en contra: ¿cómo resucitarán los muertos?, ¿con qué cuerpo vendrán los que resucitan?

Para el cristiano la pregunta no es ¿cómo Dios nos traerá a la vida luego de la muerte?, sino ¿en qué ocuparé mi cuerpo mientras eso ocurre? Sabemos que este cuerpo es un cuerpo de muerte, vendido al pecado, pero aún así debemos aprovechar lo que tenemos mientras esperamos, sometiendo la carne a servidumbre en pos de una corona incorruptible, trabajando en la edificación de la iglesia.

Descargar el mensaje: Notas en PDF | Audio en MP3.

Escuchar en línea: Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.